Mundos

mundos opuestos en Fugas y obsesiones
No me recluyan en los laberintos, en los aterradores senderos
signados por la luz tenue que a las tragedias antecede.
Ahí el barro se mezcla con las luces de neón de nosotros.
Acá los castillos de arena más rebeldes resisten la ira antropoide.
Ahí las calles ya no tienen nombre y hay hombres de hielo y hierro.
Acá las cartas de amor todavía se escriben con sangre.
Ahí las hojas de papel son transparentemente blancas y piden socorro.
Acá un ciego juega al ajedrez con un tigre y gane o pierda está alegre.
Ahí se mendigan ilusiones y no te dejan escamotear la esperanza.
Acá la palabra no dicha es una verdad de más de dos.
Ahí frente al espejo es una sola la respuesta a la adivinanza.
Acá se fracasa triunfalmente y se sueñan todos los mundos.
Ahí no me recluyan. Acá vivo. 

Sobre Fugas y obsesiones

Blog literario y de híbridos. Fugas ficcionales y obsesiones cotidianas. “Quiero transformar sus vidas en obras de arte, aunque estoy seguro de que jamás se tomarán la molestia de leerlas”.